Cuidarse a partir de los 40

Cuidarse a partir de los 40

Con el paso de los años, los cuerpos van cambiando, y si hablamos de adelgazar, la historia se complica.

A partir de los 40 años, la acumulación de grasa es cada vez más habitual, y las personas fácilmente acabamos perdiendo el interés por cuidarnos, y cuando nos queremos dar cuenta, hemos cogido 15kg y ya no sabemos bajarlos.

El doctor Neerav Padliya, asegura que el proceso de adelgazar se vuelve más complciado con la edad, por eso hay que quitarse los kilos de más cuanto antes. Según Padliya, esto se debe a las fluctuaciones hormonales y la pérdida de músculo.

¿Por qué cuesta tanto cuidarse a partir de los 40?

Uno de los factores que más influye en la dificultad para perder peso a partir de los 40, es la ralentización del metabolismo, el cuerpo quema menos calorías tanto en reposo como en movimiento. Y el otro gran factor son los cambios hormonales: La variación de testosterona en los hombres, y los estrógenos en las mujeres, estimulan la acumulación de células adiposas (grasas) en el cuerpo.

En el caso de los hombres, la testosterona juega un papel fundamental, ya que se trata de una molécula hidrofóbica, que se adhiere a la grasa del cuerpo y ayuda a la construcción del músculo. La testosterona también influye en la regulación de la insulina, ayudando así a prevenir la diabetes. El problema viene cuando a partir de los 40 comienza los niveles de testosterona comienzan a descender progresivamente, síntoma que va asociado a una pérdida de masa muscular evidente y a la ralentización del metabolismo.

Además, la testosterona, influye en numerosos procesos del cuerpo masculino, como: la capacidad de descansar y dormir bien, el rendimiento mental diario, el vello corporal y facial, la voz, la función sexual y libido, la fuerza, masa osea, etc.

Por eso es realmente importante mantener un nivel óptimo de testosterona. Para saber cuál es tu nivel actual, y cuál es tu nivel óptimo, hay que realizar una completa analítica donde se estudian numerosos parámetros, y en función de los resultados, prescribirte si procede, un tratamiento acorde.

¿Quieres más información?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*