10 Ejercicios para la Disfunción Eréctil Psicológica ¿Cómo tratarla?

La disfunción eréctil psicológica es un problema que afecta a muchos hombres y se puede llegar a originar en factores emocionales, a diferencia de la disfunción eréctil orgánica, que está relacionada con problemas físicos. En este artículo, exploramos sus causas, síntomas y 10 ejercicios para tratarla, así como cómo diferenciarla de la disfunción eréctil orgánica. Antes de proseguir con el artículo, queremos aclarar que, superarla es un proceso y que se debe tener en claro que no habrá grandes cambios en períodos muy cortos de tiempo, pero, esto no quiere decir que no valga la pena. La atención profesional es fundamental para superar este desafío y mejorar la calidad de vida en las relaciones íntimas.

¿Qué es la disfunción eréctil psicológica?

causas sintomas y tratamiento disfuncion erectil

La disfunción eréctil psicológica, a menudo denominada impotencia en hombres o impotencia psicológica en hombres , es una forma de disfunción eréctil que se origina principalmente por factores emocionales o mentales en lugar de causas físicas. Los hombres que la experimentan suelen tener dificultades para mantener una erección matutina debido a preocupaciones, a la prolactina y estrés, ansiedad, depresión u otras cuestiones mentales. 

Causas

La disfunción eréctil de origen psicológico puede atribuirse a diversas razones, que comprenden:

Estrés

La tensión crónica en la vida cotidiana, ya sea por motivos laborales, problemas en las relaciones o preocupaciones personales, impactan negativamente en la función eréctil.

Ansiedad

La ansiedad anticipatoria o el miedo al desempeño sexual logran desencadenar un ciclo de ansiedad, dificultando la capacidad para conseguir o mantener una erección porque los niveles de testosterona (hormona masculina) disminuyen. Consulte cómo mantener la testosterona alta en hombres

Depresión

La depresión muchas veces disminuye el interés sexual y por ende, afecta la habilidad para mantener una erección por tener la líbido bajo

Problemas en la relación

Conflictos o una comunicación deficiente en una relación pueden ser causas subyacentes de la disfunción eréctil.

Baja autoestima

La percepción negativa de uno mismo puede mermar la autoconfianza en situaciones íntimas.

Historial de abuso sexual

Experiencias traumáticas en el pasado también llegan a contribuir a la disfunción eréctil.

Síntomas

La disfunción eréctil de naturaleza psicológica puede manifestarse a través de una serie de síntomas que afectan la vida sexual y emocional de los hombres. Estos síntomas varían en intensidad y duración, y generalmente incluyen:

Dificultad para mantener una erección durante las relaciones sexuales

Uno de los signos más evidentes de la disfunción eréctil psicológica es la incapacidad de mantener una erección lo suficientemente firme como para completar el acto sexual satisfactoriamente. 

Erecciones inconsistentes

Los episodios de erecciones inconsistentes, en los que un hombre experimenta erecciones normales en ciertas ocasiones, pero no en otras, son comunes en la disfunción eréctil psicológica. Esta inconsistencia suele ser desconcertante y desalentadora.

Reducción del deseo sexual

La pérdida de interés en el sexo o el bajo deseo sexual es otro síntoma relevante. Los hombres con disfunción eréctil psicológica a menudo experimentan una disminución en su deseo sexual, lo que consecuentemente afecta negativamente su vida íntima y su relación de pareja.

Sentimientos de ansiedad, frustración o vergüenza relacionados con el desempeño sexual

La ansiedad y la frustración matan el deseo y la tensión sexual, estos síntomas suelen ser compañeros constantes para quienes luchan con la disfunción eréctil de origen psicológico. Dichos sentimientos llevan a una disminución de la autoestima y, en última instancia, a una reducción de la calidad de vida.

10 Ejercicios

Para abordar la disfunción eréctil de naturaleza psicológica, es fundamental explorar una variedad de enfoques terapéuticos y cambios en el estilo de vida que pueden ayudar a superar estos desafíos. Aquí te dejamos diez ejercicios y prácticas recomendadas:

Ejercicio aeróbico

Realiza 30 minutos de ejercicio aeróbico moderado, como caminar, nadar o andar en bicicleta, al menos 3-4 veces por semana. El aumento de la circulación sanguínea mejora la función eréctil.

Ejercicios de Kegel

Fortalecen los músculos del suelo pélvico con ejercicios de Kegel. Aprieta y suelta los músculos del suelo pélvico durante 10 segundos, haciendo series de 10 repeticiones al menos tres veces al día.

Yoga

La práctica regular de yoga ayuda a reducir el estrés y la ansiedad, lo que puede contribuir a la disfunción eréctil. Realiza posturas como la postura del puente, la postura del guerrero y la postura del árbol. De cualquier manera hay un montón de tutoriales y apps que te ayudan si no sabes por dónde empezar.

Tai Chi

Esta práctica de movimiento lento mejora la circulación sanguínea, reduce el estrés y aumenta la conciencia corporal. Lo mismo que el punto anterior, si no sabes por dónde empezar, busca tutoriales o apps. 

Meditación mindfulness

Practicar la atención plena puede ayudarte a controlar la ansiedad y mejorar la función eréctil. Dedica al menos 10 minutos al día a la meditación mindfulness.

Respiración diafragmática

Aprende a respirar profundamente usando el diafragma. Respira lenta y profundamente durante 5 segundos, mantén durante 2 segundos y luego exhala durante 5 segundos. Repite este ejercicio varias veces al día.

Ejercicio de visualización

Visualiza situaciones sexuales positivas y satisfactorias para reducir la ansiedad. Cierra los ojos, relájate y visualiza situaciones eróticas de manera positiva. También te puede ayudar escribir tus experiencias sexuales, como te sentiste, qué te gustaría abordar, etc.

Terapia sexual

Considera la terapia sexual con un profesional de salud mental capacitado. Este tipo de terapia te ayudará a abordar los problemas subyacentes y mejorar la comunicación con tu pareja.

Educación sexual

Lee libros o recursos que te ayuden a entender mejor la sexualidad y reducir la ansiedad relacionada con el desempeño sexual.

Comunicación abierta

Habla abierta y sinceramente con tu pareja sobre tus deseos, preocupaciones y expectativas en la relación sexual. Una comunicación abierta consigue aliviar la presión y mejorar la intimidad. 

¿Cómo diferenciar la disfunción eréctil vs. disfunción eréctil psicológica?

remedio antural disfuncion erectil

Distinguir entre la disfunción eréctil de origen psicológico y la disfunción eréctil de origen orgánico es esencial para determinar la causa subyacente y, en consecuencia, el enfoque de tratamiento más adecuado. Aquí hay una descripción más detallada para diferenciarlas:

Disfunción eréctil psicológica

Inconstancia en las erecciones: Un rasgo distintivo de la disfunción eréctil psicológica es la variabilidad en la capacidad de obtener y mantener una erección. Los hombres que la experimentan pueden tener erecciones normales en ciertas situaciones o momentos y enfrentar dificultades en otros.

Factores emocionales evidentes

Esta disfunción está vinculada a factores emocionales claros, como estrés, ansiedad, depresión, preocupaciones sobre el desempeño sexual o conflictos en la relación. Identificar si estos factores desencadenan episodios de disfunción, es una forma de autodiagnóstico.

Disfunción eréctil orgánica

Consistencia en la dificultad eréctil: En contraste, la disfunción eréctil de origen orgánico tiende a ser más constante. Los hombres afectados experimentan dificultades eréctiles en una amplia gama de situaciones, independientemente de su estado emocional o la presencia de una pareja sexual.

Escasos factores emocionales evidentes

La disfunción eréctil orgánica está relacionada principalmente con problemas físicos, como enfermedades crónicas, trastornos hormonales o problemas vasculares. Aunque la ansiedad o la depresión pueden agravar la situación, no son la causa subyacente principal.

En resumen, la clave para diferenciar entre la disfunción eréctil, psicológica y orgánica radica en la consistencia de los problemas eréctiles y la relación con factores emocionales.

Si te identificas en alguna de estas situaciones, en Clínicas Doctor T, somos especialistas en el tratamiento de la disfunción eréctil, TRT y otras afecciones. Contamos con un equipo de profesionales altamente cualificados que te ayudarán a encontrar la solución que mejor se adapte a tus necesidades.

Ponte en contacto con nosotros hoy mismo y empieza a recuperar tu vida sexual, reserva una cita online en nuestra web.

Conclusión

La disfunción eréctil psicológica es un problema común que puede tratarse eficazmente con la atención adecuada. No hay por qué sentir vergüenza, se debe buscar comprender las causas y los síntomas, y llevar a cabo ejercicios como la terapia, la relajación y un estilo de vida saludable, para intentar recuperar la salud sexual y mejorar su calidad de vida. Si experimentas disfunción eréctil, es esencial hablar con un profesional de la salud o un terapeuta sexual para obtener orientación y apoyo personalizados. No te preocupes, no estás solo. 

Sigue leyendo: Diabetes y disfunción eréctil

6 Comentarios

  1. Juan garcia

    Como controlar los nervios ante una relación rexual

    Responder
    • Clínicas Doctor T.

      Muchas gracias por tu comentario. Si eres tan amable, rellena este formulario para poder atender mejor tu consulta y poder ayudarte. Gracias.

      Responder
  2. Lazaro Ortiz País

    Muchas gracias por las explicaciones que dan aquí , me han aclarado muchas dudas , pues estoy sufriendo de disfunción eréctil psicólogica

    Responder
    • Clínicas Doctor T.

      Muchas gracias por tu comentario. Si eres tan amable, rellena este formulario para poder atender mejor tu consulta y poder ayudarte. Gracias.

      Responder
  3. Nazario Picazo mejia

    Exelente información muchas gracias deseo un tratamiento aparentemente es psicológico mi problema y siento que se puede solucioonar

    Responder
    • Clínicas Doctor T.

      Muchas gracias por tu comentario. Si eres tan amable, rellena este formulario para poder atender mejor tu consulta y poder ayudarte. Gracias.

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *